El 13 de junio de 2019 pasará a la historia de Laboral Kutxa como el día en el que se puso en marcha una iniciativa pionera en su apuesta por la igualdad y el liderazgo compartido: El Primer `Taller de Sensibilización para hombres´ de la entidad con sede en Mondragón (Guipúzcoa). El encuentro contó con la intervención del Director de Agirre Lehendakaria Center (ALC), Juan José Ibarretxe, en tanto defensor, promotor e impulsor de políticas de igualdad durante su mandato como Lehendakari y ahora al frente de ALC. “Vais a ser más fuertes y tendréis mayor capacidad de transformación”, animó.

Ibarretxe felicitó a Laboral Kutxa por esta iniciativa y afirmó que Eleanor Roosevelt cuando hablaba de igualdad señalaba tres fases: hablar, creer y trabajar. Pues bien, “esta entidad está en la tercera fase mientras la sociedad vasca está en la segunda”, añadió.

“Los hombres no nos hemos dado cuenta, ni hemos tenido el valor de reconocer ante la sociedad que la violencia machista, de la que me avergüenzo como hombre, se produce porque a hombres y mujeres nos tratan de forma desigual desde que nacemos hasta que morimos. Y los hombres tenemos que ser sinceros. Si hemos llegado hasta aquí no ha sido gracias a nuestro trabajo, sino al trabajo de ellas, de las mujeres. Por eso este taller es muy importante”, subrayó.

Ibarretxe realizó una defensa encendida de la igualdad. “¿Por qué construir con 50 si podemos construir con 100?”, se preguntó.

Así, denunció la brecha salarial de género que afecta a un 22% de mujeres en el mundo y a un 14% de las mujeres en Euskadi. Además, aportó datos que rompen con tópicos. Citando al Fondo Monetario Internacional recordó que esta entidad ha puesto de manifiesto recientemente que las ventajas económicas de cerrar la brecha salarial suponen un mayor estímulo de crecimiento que podría incrementar el PIB un 35%.

 

Animó a los presentes en el Taller, en particular, así como a Laboral Kutxa, a seguir esta labor de empoderamiento e igualdad porque “vais a ser más fuertes y tendréis una mayor capacidad de transformación”.